• Shoppolar México

¿CUÁL SENSOR DE FRECUENCIA CARDÍACA ES PARA MÍ? POLAR VERITY SENSE VS. POLAR H10 Y POLAR H9.

En lo que respecta a los sensores de frecuencia cardíaca, Polar ofrece un sólido trio para cualquier necesidad de seguimiento de la frecuencia cardíaca: Polar Verity Sense, Polar H10 y Polar H9.


Los tres están equipados con la innovadora tecnología de seguimiento de la frecuencia cardíaca de Polar. Los tres utilizan Bluetooth® y ANT + para conectarse a una gran variedad de dispositivos de entrenamiento, aplicaciones y relojes deportivos Polar. Los tres tienen casos de uso específicos en los que realmente resaltan.


Pero, ¿cómo saber qué sensor de frecuencia cardíaca es el adecuado para mí?



Lo que diferencia a Polar Verity Sense frente a Polar H10 y Polar H9, es que estos dos últimos se llevan en el pecho con una correa, mientras que Polar Verity Sense es un sensor óptico que se puede llevar en el brazo, con un clip a las gafas de natación, o en cualquier parte de su cuerpo donde puede ajustarse cómodamente a la piel.


Si bien, tanto la correa para el pecho como los sensores ópticos miden la frecuencia cardíaca, lo hacen de distinta manera utilizando diferentes tecnologías.


La correa para el pecho mide la actividad eléctrica del corazón y es reconocida como la forma más precisa de medir la frecuencia cardíaca con 99.9% de precisión.


El sensor óptico mide los cambios en el tamaño de los vasos sanguíneos con la ayuda de luces LED y un detector de luz, lo que finalmente proporciona lecturas de frecuencia cardíaca increíblemente precisas y de manera efectiva.


Otra consideración, es que los electrodos de la correa para el pecho necesitan humedad para funcionar lo que significa que debe tener un poco de agua a la mano (o saliva) para que el sensor funcione.

El sensor óptico no necesita humectación para que puedes empezar a entrenar de forma más rápida.


Puede sonar aburrido, pero si deseas obtener toda la información rápidamente y de un solo vistazo, consulta la tabla de comparación de funciones.


Por ahora, exploremos todos los sensores en profundidad con la ayuda de algunos casos de uso básicos:



ELIGE POLAR VERITY SENSE SI...


QUIERES LA MÁXIMA LIBERTAD DE MOVIMIENTO


Polar Verity Sense se puede usar en cualquier parte del cuerpo: en el brazo, enganchado a las gafas de natación o en cualquier otro lugar donde pueda ajustarse cómodamente a la piel.


¿La clase de fitness grupal está a punto de comenzar? Póntelo. ¿Listo para rastrear esa agotadora subida en tu viaje? Póntelo. ¿Trote frío por la mañana? Entiendes la idea.


Desarrollado a partir del Polar OH1, Polar Verity Sense pertenece a nuestra nueva generación de sensores ópticos de frecuencia cardíaca: diseñado para una mejor usabilidad con software actualizado y una duración de batería mejorada, equipado con un rango de bluetooth más amplio y una memoria más grande.


Polar Verity Sense te ofrece hasta 30 horas de entrenamiento con una precisión increíble, para que puedas medir cada movimiento.



LA NATACIÓN ES TU DEPORTE NÚMERO UNO


El Polar Verity Sense viene con un práctico clip para la correa de las gafas de natación para que puedas usarlo cómodamente contra la sien al nadar.


El Polar Verity Sense tiene una memoria interna que puede almacenar hasta 600 horas de datos de entrenamiento. Luego, puedes sincronizar fácilmente tus datos con la aplicación Polar Flow.


USAR UNA CORREA PARA EL PECHO SE SIENTE INCÓMODO


Si te resulta engorroso llevar una correa para el pecho y no quieres que nada se interponga en tu sesión de entrenamiento, elige Polar Verity Sense .



ELIGE POLAR H10 PARA…


PRECISIÓN DE NIVEL PRO


Polar H10 es el sensor de frecuencia cardíaca más preciso en la historia de Polar y la elección de muchos atletas profesionales. Habiendo dicho eso, no necesitas ser un profesional para querer disfrutar de un seguimiento de la frecuencia cardíaca de nivel profesional.


Completo con la correa Polar Pro y sus electrodos adicionales con prevención de interferencias y puntos de silicona antideslizantes, Polar H10 te brinda la máxima precisión para las lecturas de frecuencia cardíaca, capturando todos los picos y bajos que implican las sesiones.


SESIONES ULTRA LARGAS


La batería del Polar H10 dura aproximadamente 400 horas por lo que es fácil entender porqué es tu mejor opción para esas sesiones ultra largas.


ENTRENAMIENTO DE INTERVALO


Es difícil superar a Polar H10 cuando se trata de mediciones de frecuencia cardíaca extremadamente precisas en una situación de ritmo rápido, como una sesión de entrenamiento a intervalos intensos (o Fartlek).


La correa Polar Pro garantiza un ajuste seguro y la menor interferencia posible.


ELIGE POLAR H9…


PARA COMENZAR CON EL SEGUIMIENTO DE LA FRECUENCIA CARDÍACA


Si estás buscando un dispositivo básico y asequible, pero de alta calidad, y realizar un seguimiento de tu frecuencia cardíaca, Polar H9 es una excelente opción.


PRECIO ASEQUIBLE, SIN EMBARGO, LECTURAS DE FRECUENCIA CARDÍACA ALTAMENTE FIABLES


El pecho es el mejor lugar para realizar un seguimiento de la frecuencia cardíaca porque acerca el sensor lo más posible de tu corazón. Polar H9 viene con la correa Polar Soft que es fácil de usar y se puede lavar a máquina.


EMPAREJAMIENTO CON POLAR FLOW Y OTRAS APLICACIONES DE FITNESS


Cuando quieras tener un monitor de frecuencia cardíaca que puedas conectar a tu teléfono, pero también a casi cualquier dispositivo Bluetooth® y ANT +, Polar H9 es para ti. Úsalo con Polar Flow o cualquier otra de tus aplicaciones de fitness favoritas.



LA RECAPITULACIÓN


Ahí lo tienes: las diferencias básicas entre los sensores de frecuencia cardíaca Polar Verity Sense vs Polar H10 y Polar H9.


Aunque hay algunas distinciones, es bueno tener en cuenta que los tres sensores son versátiles y funcionan para muchos otros casos de uso además de los que se enumeran aquí.


El punto final de los tres es que son Polar con lo que cuentas con calidad, duración y garantía.